jueves, 28 de agosto de 2008

Dios

Creo que este es realmente un tema que lo tengo por mucho tiempo en la cabeza. Me hace dudar y me provoca sensaciones encontradas.

Yo soy católica porque mi familia lo era. Me bautizaron católica y me hablaron siempre de Dios, la biblia, la iglesia, Jesús, María y José y muchas otras cosas que en este momento no recuerdo bien.

La primera vez que pensé realmente en este tema fue cuando estaba en la universidad. La verdad ahora se que recién en esa época comencé a razonar por mi misma. Estaba en una clase de física y me acuerdo que el profesor se fue en “una volá” y empezó a hablar de muchas cosas, entre ellas como podría haber empezado a aparecer en este mundo la vida. Me llamó la atención todo lo que habló y la verdad en ningún momento se le ocurrió ni siquiera mencionar a Dios y nadie le preguntó por eso tampoco. Éramos como 120 personas en esa clase.

El tiempo pasó, la universidad siguió su curso y aprendí muchas cosas de física, estadística y química que realmente en ese momento no produjeron en mi ningún tipo de cuestionamiento. Pero de a poco me fui dando cuenta que muchas cosas que antes la gente no se explicaba, hoy con el avance de la tecnología y del conocimiento humano tienen una explicación clara y totalmente razonable. De a poco se descubren más cosas y te das cuenta que la vida en la tierra no es un arte de magia si no que se confabularon muchas cosas y lo que tenía que pasar simplemente pasó. El sol, la existencia de agua, el clima propicio, la vida como la conocemos se generó por las condiciones existentes.

Hay algo que no me cuadra. Y ese es Dios. ¿Dios creó la vida? No, creo que la vida surgió. ¿Dios creó el universo? No lo se, probablemente existe una explicación física. Aun no comprendo la mecánica quántica como para afirmar que no pudo relacionarse con la creación del universo. ¿Qué es Dios? Esa pegunta es capciosa y no soy capaz de encontrar respuesta.

Me llegó un mail donde hablaban de Satanás y como propiciaba las guerras, las mentiras, los robos. Me hace lógica que Satanás sea responsable de cosas que hacen que los humanos se hieran unos a otros. Pero no creo que exista un culpable distinto a nosotros de las cosas que hacemos. Lo mismo con las cosas “buenas” como decir la verdad, vivir en paz, ayudar a un amigo, etc. Creo que mi conciencia me guía y eso es producto de mis vivencias y mis valores. Me cuesta creer que las cosas pasan por la intervención de Dios o Satanás. Los hombres somos egoístas a tal punto que todas nuestras acciones son guiadas por la satisfacción personal. Algunas son filantrópicas y otras te conducen incluso a matar. Ese tema es casi un cuento de hadas que no puedo creer.

Pero el tema de la fe no lo puedo negar así. Pero tampoco puedo afirmar que lo relaciono con Dios. Cuando algo malo te pasa y te dicen que Dios no da cruces que no puedes cargar… primero, no es cierto pues la gente que se suicida generalmente no se siente capaz de cargar con sus problemas. Segundo, me cuesta creer en que las cosas “te pasan por algo” o que “alguien te las manda”. Las cosas pasan. Lo que tienes que hacer es aprender a vivir con ellas, tratar de aprender algo y tratar de ser feliz con lo que te toca. Y tercero, eso de la cruz es bastante contradictorio. Es algo que está escrito en la biblia que no tengo certeza que ocurrió ni menos se si ocurrió como dice la biblia.

Yo tengo fe. Creo en la gente, creo que tenemos la materia prima para vivir felices y en armonía. Pero esa no es fe en Dios. No puedo entender como encaja Dios en todo esto. No hablo de la iglesia. Siempre he creído que la iglesia y la religión es algo que nos inventamos los hombres para encontrar consuelo de algo que no entendemos y por eso nos asusta y eso es la muerte. Es linda la idea, el cielo, el paraíso, el alma, trascender a nuestro cuerpo. Pero en este mundo real no se si eso ocurre y la única certeza que tengo es que cuando alguien se muere nunca más lo vuelvo a ver. Agrego a eso que nuestro cerebro es un gran desconocido y, una vez más, creo que aun no somos capaces de entender como funciona y probablemente por eso hay personas que creen que existe el alma.

Mi cabeza es un enredo por estos años en ese tema, a pesar que he aprendido a conformarme y a no tener tanto miedo a que para mi ya no existe Dios. La vida es linda igual y aunque no creo que exista un propósito, si creo que tengo suerte por vivir y por poder amar. Lo pienso aprovechar mientras siga viva. Pero espero que los demás me entiendan también y no me juzguen por estas palabras. No todos pensamos igual y no puedo decirles que este ha sido un proceso sencillo para mí. Ha sido un proceso triste porque me sentí presa de un engaño, pero ahora creo que puedo asimilarlo y ser feliz igual.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Yo aclaré muchas dudas leyendo un libro excepcional: "ESPEJOS", una historia casi universal, de Eduardo Galeano, además es divertido. Lo recomiendo.

Pózima